Contrato de compraventa y otros documentos esenciales para oficializar una PYME

Dos personas negocian un contrato en un café

Publicado el 26 abril de 2021, actualizado el 28 de abril de 2023

Aparte del contrato de compraventa, ¿sabes qué otros documentos son fundamentales para proteger la gestión de tu PYME en México?

En efecto, existe una cantidad de documentos que permiten que una empresa opere dentro del marco de la ley y tenga una estructura jurídica sólida.

A continuación, en este post encontrarás los acuerdos básicos que todo emprendedor debe tener en su radar.

¡Lee con atención!

1. Contrato de compraventa

El contrato de compraventa seguramente es uno de los más comunes en las relaciones comerciales, ya que comprar y vender bienes o servicios a terceros es lo que más abunda en el mundo. Después de todo, es el principal modelo de negocio, ¿cierto?

Existen muchos tipos de contrato de compraventa y entre los más importantes están:

Reserva de dominio

Se refiere a un traspaso al momento de la celebración del contrato para realizar la transferencia de una propiedad con base en el cumplimiento de ciertas condiciones.

Contrato de compraventa a plazos

En esta variante contractual se hace la emisión de la propiedad y el bien no consumible e identificable: se obliga a un pago pactado y fraccionado en una cantidad de cuotas periódicas.

Pacto de preferencia

Se señala a un comprador por preferencia que adquirirá la propiedad, antes que el resto de los posibles compradores.

Retracto convencional

Se le asigna al vendedor el derecho subjetivo, en el cual puede recuperar la cosa vendida.

Contrato de compraventa "ad gustum"

La obligación de venta está sometida a una condición de superar alguna prueba que permita averiguar si la posesión tiene la calidad pretendida.

¿Es necesario registrar un contrato de compraventa?

Al momento de realizar cualquier negociación, es muy importante saber claramente qué quieres lograr con ella, por lo que es esencial conocer cuáles son los procesos necesarios para llevarlo a cabo.

En caso de que tu contrato de compraventa se realice para adquirir una propiedad, es necesario que una vez firmado, se formalice. Es normal que al momento de adquirir una propiedad, se realice el documento con escritura pública ante notario para luego llevarlo al Registro Público de la Propiedad. Todo esto con el objetivo de registrar el cambio de titularidad a nombre del nuevo propietario. Una vez hecho el registro, se te entregarán las escrituras, que serán tu título de propiedad junto con el contrato de compraventa firmado.

Este es un trámite que se recomienda realizar porque te brinda todos los mecanismos de seguridad jurídica que va a garantizar la propiedad. Este reconocimiento legal será tu defensa en caso de que se produzca una disputa o litigio sobre la misma.

Registrar el documento de compraventa por escritura pública también te protegerá de cualquier inconveniente que pueda presentar el dueño anterior, como un embargo por deudas, por ejemplo. Al estar registrado, evitas de depender del nombre del propietario anterior y te lleguen a afectar sus problemas a largo plazo.

Ya que hayas realizado esta transacción, no olvides ser cauteloso con los documentos que recibes para que no los confundas, pues, además de tener dicho contrato de compraventa, se te debe hacer la entrega del documento de posesión de propiedad que te certifica como el propietario legal.

Realizar el proceso de registro, supondrá la entrega física de dicha propiedad y no harán falta más evidencias de que esa vivienda o local, es finalmente tuya.

Queda claro que hacer el contrato de compraventa en escritura pública es tu mejor opción cuando quieras adquirir nuevos inmuebles. Instrúyete y toma la decisión correcta con profesionales de la materia siempre.

Ve en el video cómo se hace un documento de compraventa:  

2. Contrato social

El contrato social incluye normas básicas mediante las cuales se ha ido desarrollando la sociedad.

Por ejemplo, este puede ser los estatutos propuestos por la Secretaría de Economía para la Sociedad de Acciones Simplificada (SAS) o una escritura constitutiva de una Sociedad Anónima.

El acuerdo social viene a regular la relación entre los dueños y estos con la sociedad: sus derechos, deberes, pago de dividendos y la toma de decisiones, entre muchos otros aspectos.

3. Contrato individual de trabajo

Las relaciones de trabajo y los contratos individuales de trabajo son definidos en el artículo 20 de la Ley Federal del Trabajo, cuyos conceptos son importantes de identificar:

Relación de trabajo

Se trata de una relación entre un patrono y un trabajador a modo de subordinación: no importa cuál sea el acto que le dé origen y por la labor efectuada corresponde una contraprestación denominada "salario".

Contrato individual de trabajo

El contrato individual de trabajo es aquel en que bajo consentimiento de las partes una persona se obliga a prestar a otra su fuerza laboral para devengar un salario.

No importa cuál sea su forma o denominación, siempre adquirirá los efectos legales correspondientes, de acuerdo a los cuales el trabajador es el débil jurídico y el patrón el fuerte en la relación laboral.

En efecto, es fundamental registrar legalmente la relación laboral del empleado con la empresa y pactar sus obligaciones, la fecha de inicio y el sueldo mensual —entre otras cosas— para proteger a una compañía y evitar duras sanciones por no tener una buena documentación archivada.

4. Contrato de alquiler

Empezar tu negocio en un lugar alquilado no es cosa de locos: de hecho, es algo muy común debido al alto costo de los inmuebles.

Celebrar un contrato de alquiler es una decisión positiva, ya que —después de todo— quien alquila también tiene grandes derechos que le amparan.

No obstante, hay que colocar expresamente en las cláusulas desde qué fecha se puede usar el bien, en qué condiciones se recibe, para qué propósito se necesita y, por supuesto, el precio y los posibles futuros aumentos.

Un buen contrato es aquel que es claro y expreso, pues así da estabilidad y permanencia a la empresa.

Posterior a la firma, lo que puedes hacer es planificar los espacios para delimitar tu aparato productivo dentro del espacio alquilado: esto puede significar un factor importante para el desarrollo y tranquilidad en tu organización.

5. Contrato de comisión mercantil

El contrato de comisión mercantil surge para regular operaciones no habituales donde el comitente encarga al comisionista ejecutar ciertas actividades particulares a cambio de una retribución a modo de comisión.

Como detalle a destacar es distinto un agente y un comisionista, puesto que el primero tiene una actividad estable a diferencia del segundo.

Se trata de un típico documento de colaboración entre dos comerciantes o un comerciante y otro individuo, en el cual el comisionista se obliga a realizar por encargo y cuenta del comitente tantas operaciones mercantiles hayan pactado a cambio de la comisión.

El cuerpo normativo que lo regula es el Código de Comercio en sus artículos 244 a 280 y la norma subsidiaria es el Código Civil en sus artículos 1709 al 1739; esto en caso de un acto no previsto en el contrato o la legislación mercantil.

Entre los aspectos principales encontramos que es absolutamente consensual y puede ser tanto oral como escrito: es sobreentendido que el comisionista aceptó tácitamente la comisión al ejecutar cualquier gestión en el desempeño del cargo ofrecido por el comitente.

6. Contrato de confidencialidad

Los datos se han convertido en el activo de mayor valor para las PYMES en México al ser una información sensible, privada y no apta para el público. Por ejemplo, las estrategias, listas de clientes, procesos, secretos industriales, planes de negocio y cualquiera que se crea necesario.

¿Quién maneja todo esto? Por supuesto, todos los colaboradores dependiendo de los permisos que tengan según sus cargos.

Por esta razón, es fundamental firmar un contrato de confidencialidad al momento de contratar y delegar accesos especiales a datos de clientes, proveedor o cualquier tercero de interés.

Esencialmente, las partes se obligan por mutuo acuerdo a respetar el secreto de la información privilegiada de la organización que llega a sus manos: el contrato debe ser firmado antes de que comiencen a trabajar.

Por último, este acuerdo puede obligar únicamente a quien recibe la información o incluso ser recíproco.

¿Qué cuidado se debe tener al manejar estos documentos?

La organización es clave del éxito, por eso es muy importante llevar a cabo una buena gestión documental. Manejar datos personales es un proceso muy delicado, por lo que es importante que exista confianza entre las partes y contar con la seguridad de que la transacción es legítima y legal.

Lo principal es instruirse con expertos en la materia, que te digan cómo desarrollar estos procesos de manera eficaz, quedando en ti la responsabilidad de irlos realizando al pie de la letra para que el resultado final sea exitoso.

Además, nunca está de más tener un respaldo de cada uno de estos documentos. Tenerlo físicamente es importante pero el ámbito digital te permite optimizar la trazabilidad y te brinda otras excelentes ventajas en cuestiones de seguridad. Hoy en día, existen muchas soluciones que puedes implementar para gestionar tus contratos si eres una PYME, y las mejores, cumplen con estrictos estándares de seguridad globales.

¡Justo de estas herramientas hablaremos en el siguiente apartado!

}¿Cómo optimizar el proceso de gestión de este tipo de contratos?

Cada día, las organizaciones generan cada vez más documentos, siendo transacciones que necesitan ser negociadas para lograr su aprobación y, así, finalmente ser ejecutadas. La gestión que se le dé a dichos contratos, será de suma importancia para la estabilidad de una empresa y su buen funcionamiento.

Este proceso de papeleo ha ido evolucionando desde hace años, por lo que ya no se trata solo de contar con los papeles en físico y resguardarlos en una gaveta.

La gestión a partir de los medios digitales es la nueva era de clasificación y organización actual. Hoy en día, es posible almacenar y gestionar los contratos en la nube, o incluso en las propias plataformas digitales, haciendo el proceso mucho más ágil, productivo y seguro.

Hoy en día existen plataformas, como DocuSign CML, que mejoran la gestión de contratos. Esta solución te permite organizar, automatizar y personalizar los acuerdos con un clic, así como colaborar entre equipos con facilidad.

Además, en conjunto con una herramienta de firma electrónica, te permite cerrar acuerdos de manera remota, desde cualquier parte del mundo, con toda la validez legal. Las firmas electrónicas han revolucionado los procesos dentro de los negocios, ya que brindan soluciones inmediatas y optimizan el proceso de conectar todo lo que pasa antes, durante y después de cualquier paso que se realice para llegar al consentimiento de un acuerdo.

Si trabajas con los contratos que mencionamos anteriormente, un software de gestión contractual te será muy util. Con él, podrás:

  • crear contratos rápidamente;
  • colaborar y negociar de manera ágil;
  • almacenar tus contratos en un solo lugar, con un control de permisos.
  • gestionar tareas;
  • garantizar el cumplimiento (compliance);
  • estandarizar procesos;
  • y evitar la posibilidad de perder tus contratos por una mala organización.

Conoce más sobre DocuSign CLM aquí.

Poner como prioridad la gestión de contratos es una pieza clave para que tu organización se mantenga en orden. Recuerda que cada contrato implica un proceso, a menudo largo y complejo, por ello, buscar constantemente la manera de mejorar dicha gestión y ampliar la seguridad en este papeleo, te ayudará a que tu empresa no sufra de ningún inconveniente.

Contar con la tecnología adecuada puede ayudarte en gran medida, y sobre todo brindarte la confiabilidad que tanto necesitas. De esta forma, no te quedarás estancado en rutinas arcaicas y estarás preparado para poder aprovechar cada uno de los beneficios de la era digital.

Habla con un especialista

Descubre cómo DocuSign puede apoyar la transformación digital de tu empresa

¡Ahora ya sabes cuáles contratos son fundamentales para proteger a una PYME en México!

¿Quieres más contenido para mejorar tu empresa? De ser así, te invitamos a descargar nuestro ebook "Saluda el futuro de tu PyME: Cinco herramientas esenciales para modernizar tu pequeño negocio". ¡No te lo puedes perder!

Publicado en